La Escuela Municipal de Verano sigue aumentando sus alumnos

Javier García y la concejala de juventud del ayuntamiento de Arnedo, Sandra Rodríguez, vistan la escuela de verano

254
Javier García y Sandra Rodríguez visitan la Escuela Municipal de Verano
Javier García y Sandra Rodríguez visitan la Escuela Municipal de Verano
Javier García y Sandra Rodríguez visitan la Escuela Municipal de Verano
Javier García y Sandra Rodríguez visitan la Escuela Municipal de Verano

La Escuela Municipal de Verano de Arnedo ha contado en la jornada de hoy con la visita de Javier García, alcalde de la Ciudad, y la concejal de Juventud del Ayuntamiento de Arnedo Sandra Rodríguez. Ambos han realizado un recorrido por las diferentes aulas del Colegio La Estación, que es el lugar donde se ubica esta escuela municipal de verano.

La escuela municipal de Arnedo sigue creciendo en número de asistentes, por lo que cada año goza de mejor salud. Se trata de un servicio básico y necesario durante los meses de verano, como ha detallado el alcalde de Arnedo, Javier García, en su visita anual a estas instalaciones.

Un servicio que tiene como objetivo potenciar el ocio y el tiempo libre en los más pequeños, además de seguir formándoles con actividades dinámicas y entretenidas. Además, esta actividad pretende también conciliar la vida laboral y familiar, ya que muchas de las familias de estos jóvenes trabajan principalmente durante el mes de julio.

Este año la escuela de verano cuenta este año 176 niños, con edades comprendidas entre los 3 y 9 años. Un total de 15 alumnos más que el pasado año. En cuento a los monitores, este año la escuela 10 persona cualificadas. A esta plantilla de monitores se suman 8 integrantes más, los cuales están realizando sus prácticas del Curso de Monitor de Ocio y Tiempo Libre que lleva a cabo el Ayuntamiento de Arnedo, permitiéndoles así poner en práctica todo lo aprendido.

A partir de las 10 y cuarto de la mañana, y hasta la una y cuarto de la tarde, se desarrollan varias actividades, entre las que se encuentran manualidades, clases de inglés, actividades deportivas, y una tercera actividad, que puede consistir en clases de cocina, teatro, música, cines, lectura, entre otras. Los viernes son los días más esperados por los pequeños, ya que las actividades se trasladan a otros puntos de la ciudad a modo de excursión, para visitar instituciones importantes como son las instalaciones de Cruz Roja o el parque de bomberos. También suelen acudir a empresas privadas con el fin de conocer su funcionamiento.

Desde el Ayuntamiento se muestran satisfechos por cómo se está desarrollando este curso y han querido agradecer a todos los padres y madres por apuntar a sus hijos. Todavía quedan varias semanas por delante. La escuela de verano cerrará el próximo 30 de agosto, pero hasta entonces, no hay tiempo para el aburrimiento.