El pequeño Nacimiento que lleva el calor de la Navidad hasta la ermita de San Marcos

1087

Este nacimiento se trata de uno de los belenes más longevos, pero quizá menos conocidos de Arnedo. Hace 28 años, un grupo de arnedanos, de forma anónima y por su propia iniciativa, comenzó a poner un nacimiento en Isasa durante el periodo navideño.

Algunos años después, y para hacerlo más accesible, decidieron bajar este pequeño belén hasta la zona de San Marcos.

Desde entonces, la Navidad llega también hasta este incomparable marco natural. Entre pinos y vegetación, surge esta singular decoración navideña, que muchas personas descubren en sus paseos por esta senda.